Los números de los “Narcoindultos”

  • Sharebar

Nuevas revelaciones que comprometen al, dos veces expresidente Alan García, se dieron a conocer durante la sétima audiencia del juicio oral por el caso “Narcoindultos”. El exasesor jurídico de Palacio de Gobierno y exintegrante no permanente de la Comisión de Gracias Presidenciales, Renato Quiroz Zegarra, declaró que los expedientes con los propuestas de gracias llegaban a Palacio de Gobierno “en cajas”, para ser revisadas por el propio García.


Cabe señalar que las gracias constituyen acciones presidenciales que se enmarcan en la política de terminar con el hacinamiento de las cárceles. Estas pueden ser la conmutación de la pena (o reducción de condena), el indulto común y ordinario, o el indulto humanitario (otorgado por motivos de salud).

Durante la audiencia, Quiroz Zegarra añadió que el líder del Partido Aprista redujo la pena de algunos reos incluso por encima de lo recomendado por la comisión, dirigida en ese entonces el abogado Miguel Facundo Chinguel, recluido actualmente en el penal San Jorge. La situación de Chinguel así como la de los otros 13 implicados en este caso se complica. Pero no son los únicos. Alan García tiene que enfrentar en este momento la más dura acusación de corrupción que lo dejaría fuera de la contienda electoral 2016.
 
Solo durante su gestión, entre los años 2006 y 2011 se otorgaron un total de 5478 gracias presidenciales. De ellas, 5,246 fueron conmutaciones de penas. Según el fiscal anticorrupción, Walter Delgado, 3,207 beneficiados con dicha conmutación purgaban prisión por tráfico ilícito de drogas, de los cuales 886 corresponden al delito de narcotráfico agravado. Asimismo, más de un centenar ha vuelto a reincidir.

MÀS CIFRAS
Pero los acusados por narcotráfico no fueron los únicos favorecidos por el Ejecutivo. Otros delitos también accedieron a estas gracias. Unos 1668 reos obtuvieron conmutación por robo agravado. Asimismo, 371 conmutaciones se otorgaron a sentenciados que ya se encontraban  en semilibertad. Llama la atención que de esta última cifra, 268 estaban condenados por el delito de Tráfico Ilícito de Drogas.

Los indultos del gobierno de García suman un total de 232. De ellos, 72 casos corresponden también a reos por tráfico de drogas. Esta red que operaba tanto al  interior como al exterior de los penales, seleccionaba a los internos que podían pagar cuantiosas sumas de dinero por dichos favores, y los acusados por narcotráfico encabezan la lista.

Adicionalmente, se dieron indultos humanitarios. El más polémico de ellos fue concedido a José Francisco Crousillat, el mismo que debió anularse posteriormente. El escándalo se trajo abajo al hoy recluido ex ministro de Justicia, Aurelio Pastor. Otros indultos humanitarios fueron dados a  Juan Dianderas Ottone y Julio Espinosa Juarez (militante aprista y extitular del Instituto Nacional de Salud acusado de corrupción).
 
LOS PAGOS
El caso “Narcoindultos” sería el más grande escándalo de narcopolítica de los últimos años. A la fecha, se especula que se han desembolsado más de US$5 millones a cambio de gracias presidenciales. Como se recuerda, Carlos Butrón Dos Santos, alias “Brasil”, excoordinador de la Comisión al interior del Penal de Lurigancho y hoy prófugo de la justicia, según declaración propia, pagó a Chinguel para que se le conmute su pena. Posteriormente, ya en libertad, a inicios del 2009, pagó US$ 30 mil por la conmutación de condena a dos narcotraficantes colombianos.
 
Recientemente, el testigo clave Henry Cutipa, quien aceptó su responsabilidad en este caso y se acogió a la sentencia anticipada, ha referido que el interno Rafael Agurto Chihuán pagó US$ 4 mil a cambio de que le reduzcan la condena. Por su parte, Marco Gálvez, el otro delegado jurídico implicado en el caso, ha declarado que se le pidió US$ 100 mil a Herless Díaz Díaz, un sentenciado por narcotráfico también para la conmutación de su pena. Gálvez añadió el caso del israelí Zeen Chen y el polaco Jacenty Maciej, a quienes se les pidió US$ 2 mil por la conmutación de sus condenas.
 
Además, Gálvez coordinó la conmutación de pena del sentenciado por narcotráfico Eugene Csorgo, quien entregó US$ 17,987 a través de un envío desde Eslovaquia a la cuenta de Araceli Ugaz. Precisó que le comentó de este caso a Aurelio Pastor cuando visitó el penal de Lurigancho en diciembre del 2009 y este le dijo que lo coordinara con su asesor José Marrufo. Csorgo recibió una reducción de su condena en nueve años y fue excarcelado. Araceli Ugaz confirmó que recibió en su cuenta bancaria dicho monto pero aseguró que desconocía la razón del depósito.
 
Estos son solo algunos de los pagos que se han conocido a través del testimonio de los implicados. El proceso de investigación así como el juicio que se viene realizando, se prolongarán por los próximos meses. Hasta el momento pocos han sido juzgados y muchos esperan desde ya su condena en prisión. Pero quien no podrá eludir su responsabilidad es el líder aprista Alan García, quien antes de aspirar por tercera vez al sillón presidencial tendría que responder a la justicia y a la nación. Que ante esta no hay Acción de Amparo que lo respalde.

Compartir: 

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted es o no una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
Image CAPTCHA
Enter the characters shown in the image.