Ni nulo ni blanco, voto útil

  • Sharebar
Por: 

Yorka Gamarra Boluarte

En este cuarto de siglo desde el golpe de estado de 1992 perpetrado por Alberto Fujimori y Vladimiro Montesinos, hemos tenido al fujimorismo compitiendo en cada campaña presidencial con relativo éxito. Está demás decir que el nuestro es un raro caso en el mundo donde el hijo (hija) de un exdictador se postula como presidente (a) obteniendo alta votación.

Hay que tomar en cuenta y no dejar pasar el hecho de que el presente proceso electoral, nos deja un fujimorismo fortalecido en el Congreso de la República: en el 2001 el fujimorismo consiguió 3 curules; el 2006, 13; el 2011, 37 y el 2016: 73. Va a tener mayoría simple en el legislativo, así que no tendrá problemas para aprobar o archivar una propuesta de ley, también podrá delegar facultades al Ejecutivo, en suma, será una fuerza que casi podrá hacer lo que le venga en gana en el Legislativo, incluso cuando requiera mayoría calificada, la tendrá.

Si la hija del dictador consigue su objetivo, el gobierno sería por definición un gobierno autoritario: sin equilibrio poderes. Es decir, se delinearía un gobierno al estilo Fujimori, no necesitará disolver el parlamento para constituir un gobierno como el que inauguró su padre tras el golpe del ‘92.

El rechazo al sistema de partidos y a la corrupción expresado en el alto voto nulo y blanco (16.94%) en la primera vuelta del presente proceso electoral hoy bien podría servir, no solo para expresar un legítimo descontento sino para cerrar el paso a la dinastía Fujimori que tiene candidatos hasta el 2046 y empezar a construir la resistencia al fujimorismo económico (PPK) o al fujimorismo político (KF) que regirán el país en los siguientes 5 años.

Por ello, el voto nulo o viciado no es útil hoy, ni como protesta y menos como propuesta, ya que éste sólo puede cumplir su objetivo cuando es alto, como consecuencia de una crisis y convulsión social, como el escenario de la marcha de los Cuatro Suyos del 2000.  Ese no es el momento político que vive el país hoy. Ahora que Kenji ha dicho que de todas maneras postulará a la presidencia el 2021, generando crisis al interior del fujimorismo hay que ayudarles a hacerse el harakiri político ¡VOTO ÚTIL!

 

Compartir: 

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted es o no una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
Image CAPTCHA
Enter the characters shown in the image.