Gastos

3. 06. 2015

Nicolás Lynch

Las últimas denuncias sobre la primera dama por la compra de artículos de lujo, cuyo costo no puede justificar con sus ingresos, son un episodio más de un orden político que se desmorona corroído por la corrupción.

Nicolás Lynch